Tarta vegana de acelgas, calabaza, manzana y crema de anacardos

tarta primer plano.jpgUna de las cosas emocionantes que me están ocurriendo desde que descubrí la cocina vegana es que soy capaz de inventar -no copiar- recetas por mí misma. Jamás me he sentido tan creativa en la cocina como desde que comencé este tipo de alimentación. Como sabéis, no soy del todo vegana, pero es cierto que mi cuerpo, cada vez más, tira de mí hacia el veganismo. Esta tarta la hice por casualidad, inspirándome en los ingredientes que tenía en aquel momento en mi nevera y con la intención de que fuera 100×100 vegana.

La probé un día que vinieron amigas a cenar y quedó bastante rica. Luego hice esta versión mejorada de la misma. No os asustéis si veis muchos ingredientes, porque os prometo que es muy fácil de hacer. Además, por primera vez, me he dignado a colgar todas las fotos del paso a paso 😉

Si no os atrevéis todavía con la versión vegana, aquí encontraréis una versión vegetariana. En este caso, con queso de cabra y bechamel.

Tomad esta receta como un regalito y cocinadla con mimo.

 

Tiempo de preparación: 40 minutos

Ingredientes (para una tarta de 26 cm de diámetro, y unas 5-6 raciones):

(CS= cucharada sopera; cp= cucharada de postre; cc=cucharada de café; T=taza)

Para la base de la tarta:

Yo la hice con una mezcla de diferentes tipos de harina, pero podéis hacerla perfectamente con harina de trigo, que es la más común y seguramente la tengáis más a mano.

  • 1 1/2 T harina de espelta
  • 1/4 T harina de arroz
  • 1/4 T harina de centeno
  • ½ T aceite girasol
  • ½ T agua
  • Sal al gusto

Para el relleno:

  • 1 buen manojo de acelgas
  • ½ calabaza mediana
  • 1 cebolla roja
  • 1 diente de ajo
  • 1 manzana
  • ¼ taza pasas sultanas
  • Nuez moscada rallada
  • 1 cc canela
  • 1 CS mezcla de semillas (pipas de girasol, lino, sésamo o lo que tengáis por ahí)
  • Sal, pimienta

Para la crema de anacardos

  • 150 g anacardos (previamente remojados 6 horas)
  • ½ T agua
  • 3 CS levadura de cerveza
  • Sal y pimienta

Para el topping:

  • 1 puñado de almendras crudas peladas
  • 2 CS AOVE

 

PREPARACION:

Comenzar preparando la masa mezclando primero las harinas y luego añadiéndole poco a poco los líquidos e ir amasando hasta obtener una masa bien modelable y compacta que podáis estirar bien con el rodillo.

bola masa.jpg

Colocar sobre papel de horno y llevar al molde de tarta. Luego pinchar con un tenedor y hornear a media altura, a 210 °C unos 10 minutos.

masa pinchada

En una sartén con un buen chorro de aceite de oliva freímos el diente de ajo laminado. A continuación, añadimos la cebolla picada, le damos unas vueltas un par de minutos y, en seguida, añadimos la calabaza a cuadraditos. Lo rehogamos todo junto un par de minutos más y luego añadimos las acelgas y la manzana, ambas cortadas a trocitos y las especias. Dejamos que se evaporen un poco los líquidos de las verduras (sin que queden demasiado secas) y retiramos cuando la calabaza esté hecha (en unos 20 minutos). Añadimos a la mezcla las pasas y las semillas.

en la sartén.jpg

Preparamos nuestra crema de anacardos triturándolos con el agua y dándoles el punto de sal.

Colocamos el relleno sobre la base y luego vertemos la crema de anacardos por encima hasta cubrir perfectamente. Llevamos al horno 10 minutos más a 200 °C.

con relleno.jpg

con crema.jpg

Preparamos el topping machacando un poco las almendas (con la ayuda de un mortero, pero sin que queden trozos muy pequeños). Las tostamos en una sartén con aceite hasta que estén doradas, y las esparcimos por encima de la tarta.

Servir acompañada de ensalada verde.

 

 

Si te gusta, ayúdame a difundir

One Response

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top